Tarta de Chocolate y Crema de Queso y Nata – San Valentin

image7

Cómo lleváis este frío polar? Yo con chimeneita ardiendo a tope todos los días, mucha manta y mucha ropa. Qué poco acostumbrados estamos por aquí por el sur a este frío que se cala tanto en los huesos!

Para olvidarnos de este frío no hay nada mejor que preparar una tartita y estar entretenidos y si encima después la disfrutamos comiéndola con un buen café bien calentito… mmmmm…

image6

Si la red velvet de la semana pasada era espectacular ya no sé qué deciros de ésta la verdad… Vaya tarta más rica!! Es una tarta de chocolate a tope pero que la verdad no se hace nada pesada. El bizcocho de esta tarta queda súper jugoso y está rico para hacerlo y comerlo tal cual sin ponerlo en capas en una tarta. Delicioso. Pero claro, si encima lo ponemos en tarta y vamos poniendo capas de esa crema de queso y nata que ha quedado increíble… pues ya es ponerle la guinda al pastel.

Es muy fácil y la he decorado con motivos de amorrrrr por esto ahora de San Valentín, aunque sirve para cualquier celebración o porque simplemente nos apetece una tarta!

image1

Allá vamos:

INGREDIENTES:

Para el bizcocho;

250 grs de mantequilla a temperatura ambiente

200 grs de azúcar blanco

200 grs de azúcar moreno

4 huevos L

280 grs harina de repostería

1 cucharadita de bicarbonato

1/4 cucharadita de sal

2 cucharaditas de extracto de vainilla

125 grs chocolate de cobertura fundido y frío

250 ml buttermilk (250 ml leche y una cucharada de jugo de limón)

Para la crema;

600 ml de Nata 35%materia grasa o Crema para Batir

225 grs de queso crema tipo philadelphia

225 gr azúcar glass

1 cucharadita de vainilla en pasta o cualquier otro sabor en pasta que queramos darle a la crema

Para la parte de la crema con chocolate: Cacao en polvo y una cucharadita de café soluble

Precalentamos el horno a 180 grados con calor arriba y abajo, sin ventilador.

Para empezar haciendo las capas de bizcocho de la tarta yo he elegido 3 moldes iguales para no tener que cortar el bizcocho después y es más cómodo, pero podéis hacerlo todo en un sólo molde y cortar las capas. Mis moldes han sido cada uno de 18 centímetros de diámetros y unos 4 cms de alto. Preparamos los moldes engrasándolos para que no se pegue y le cubrimos el fondo con papel de hornear para facilitar el desmoldado.

Empezamos preparando la buttermilk, para ello, como en otras recetas, echamos en 250 ml de leche entera una cucharada de jugo de limón y lo dejamos reposar unos 15 minutos. Quedará como la leche cortada, pero no os preocupéis que es así como debe quedar.

Mientras derretimos también el chocolate de cobertura. Podemos hacerlo al baño maría o poco a poco en el microondas, en tandas de 30 segundos en 30 segundos, removiendo cada vez, para evitar que se nos queme, el mío en 2 tandas ya estaba derretido. Lo apartamos para dejar que se vaya enfriando, ya que tenemos que añadirlo a la mezcla derretido pero frío.

Tamizamos todos los ingredientes secos: harina, sal y bicarbonato.

image8

En un bol echamos la mantequilla, que estará a temperatura ambiente (aunque ahora con este frío un poco más blanda que a temperatura ambiente, que metas un dedo en la mantequilla fácilmente), junto al azúcar moreno y azúcar blanco y mezclamos (en mi caso en la kitchen aid con la pala mezcladora) hasta que se haga una pasta cremosa y haya blanqueado un poco. Le vamos añadiendo a esto los huevos algo batidos, pero uno a uno: no añadimos el siguiente hasta que el primero se ha integrado por completo. Le añadimos a esta mezcla el chocolate derretido pero ya frío y también el extracto de vainilla y mezclamos todo.

Por último sólo nos queda añadirle los ingredientes secos ya tamizados y el buttermilk. Para esto añadiremos los ingredientes secos en 3 partes, mezclando en cada una de las partes la mitad del buttermilk. Es decir; 1/3 de ingredientes secos, mezclamos, 1/2 de buttermilk, mezclamos, 1/3 de nuevo de ingredientes secos, mezclamos, 1/2 de buttermilk, mezclamos y terminamos con el último tercio de los ingredientes secos. Así tendremos ya preparada nuestra mezcla para los bizcochos. Los colocamos a partes iguales en cada uno de los moldes y extendemos bien.

Horneamos unos 25-30 minutos o hasta que pinchemos con un palo y veamos que sale limpio, a 180 grados.

image7

Una vez sacados del horno los dejamos en el molde enfriando sobre una rejilla. Desmoldamos y colocamos boca abajo sobre la rejilla dejándolos enfriar por completo, unos 40 minutos. Una vez fríos los plastificamos con papel transparente y a la nevera un mínimo de 3-4 horas. Pasado el tiempo ya podemos pasar a decorarlos.

image5

Ahora sólo nos queda hacer la crema. Para ello echamos en un bol la nata y el azúcar glass y comenzamos a montar con la máquina de varillas, a mitad de montar añadimos el queso crema y la vainilla en pasta y montamos hasta que quede firme (cuidado con no pasarnos que se nos hace mantequilla). A una parte pequeña de la crema le añadimos cacao y un poco de café soluble para decorar con color marrón chocolate.

image4

Y listo a decorar, enfriar en la nevera para que la tarta coja consistencia y a disfrutar!!!

image3

Hay un bichito peludo que aparece casi en todas las fotos, no había manera de despegarlo de la tarta…

En el vídeo podéis ver cómo la he decorado.

Riquísima y un éxito asegurado!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s