Tarta de Moka – Layer Cake de Café y Chocolate

IMG_7007

Qué os puedo contar de esta tarta… Llevaba tiempo con ganas de cualquier dulcecito con moka y al final puse a hacer esta tarta que inicialmente no iba a ser muy alta, iba a hacerla con 2 capas de bizcocho en vez de 3 pero como utilicé un molde de 15 cm en vez de 18-20 cm al final me dio para 3 capas… Así que… Más alta y más rica!

image11

La mezcla del café y el chocolate la hace riquísima y aunque el café no sea algo que te apasione en exceso te puede gustar porque es un toque de café nada más, no está fuerte. Eso sí, la mezcla del café y el chocolate hace que se intensifiquen los sabores: una explosión de sabor para la boca. Me encanta!

Tengo que decir que no quedó ni las miguitas, duró una sóla sentada, les gustó hasta a los niños que yo pensaba que no iban a querer por el toque a café, pero qué va… Estos sobrinos míos lo devoran todo!!!

image13

Vamos a ellos:

INGREDIENTES (para moldes de 15cm: 3 capas, para moldes de 18-20 cm: 2 capas de bizcocho):
Para el bizcocho;

image1

200 grs mantequilla a temperatura ambiente
300 grs azúcar
280 grs harina
3 huevos L a temperatura ambiente
50 grs maizena
1 cucharadita levadura
Media cucharadita Sal
40 grs cacao puro en polvo tipo Valor
235 ml café fuerte
2 cucharaditas extracto vainilla

Para el almíbar (opcional);
100 ml agua
100 grs azucar
1 chorrito coñac

Para el relleno y cubierta;

image8

500 ml nata para montar 35%mg o crema para batir
100 grs azúcar
1 cucharada colmada de café expresso en polvo

Comenzamos mezclando el café negro que estará bien caliente con el cacao hasta que se disuelva. Apartamos y dejamos enfriar.

Engrasamos los moldes que hemos escogido para la tarta con spray antiadherente o con aceite o mantequilla y ponemos en la base del molde papel de hornear recortado con la forma del molde para que se mucho más fácil desmoldar y que quede el bizcocho más lisito.

Tamizamos la harina, con la levadura, la maizena y la sal, así evitaremos que queden grumitos en el bizcocho que no gustan nada. Si tenéis niños, esta parte de tamizar les encanta.

Precalentamos el horno a 175 grados con calor arriba y abajo.

image2

Batimos la mantequilla, que estará a temperatura ambiente, con el azúcar hasta que quede una mezcla blanquecina y algo esponjosa. Añadimos a esto los huevos uno a uno, añadiendo el siguiente cuando el anterior se ha incorporado por completo. Echamos también a la mezcla el extracto de vainilla.

image3

Ahora vamos a añadir la mezcla de la harina tamizada y el café con el cacao en varias tandas. La harina en 3 partes y el café en 2 partes, comenzando por la harina. Es decir, echamos un tercio de la harina, mezclamos, después la mitad de café, volvemos a mezclar; de nuevo la harina y así hasta terminar.

image4

image5

Ya tenemos nuestra masa. La repartimos a partes iguales en los moldes, estiramos bien la masa y al horno. Unos 20 minutos si lo hacéis en moldes individuales cada capa. Si lo hacéis en un sólo molde y después lo recortáis en 3 capas tendrá que estar más tiempo para que se haga por dentro. Pinchad antes con un palillo y comprobad que sale limpio para ver que está hecho.

image7

Dejamos enfriar en una rejilla unos 15-20 minutos y después terminamos de dejarlos enfriar boca abajo sobre la rejilla, así si nos ha quedado algo de copetito al enfriarse boca abajo se aplanarán y no tendremos que recortar nada de bizcocho.

Mientras se enfría vamos con el relleno, que será el mismo que he utilizado para cubrir la tarta. Podéis optar a echarle un poco de almíbar a los bizcochos antes de ir poniendo capas de relleno. Para el almíbar utilizad la misma cantidad de agua que de azúcar y un chorrito de coñac y lo lleváis al microondas por 6 minutos en tandas de 2-3 minutos removiendo cada vez.

image9

En el bol de la batidora de varillas montamos la nata que estará bien fría de la nevera, cuando empiece a hacer un poco de espuma añadimos el azúcar poco a poco en forma de lluvia. Posteriormente, a medio montar echamos la cucharada colmada de café soluble y montamos que quede firme. Ya tenemos el relleno!

image10

Y ahora a montar la tarta. Podéis ver el vídeo de cómo la decoro. Para montar la tarta sólo teneís que poner una capa de bizcocho y una de relleno cada vez y decorar a vuestro gusto!

image12

Yo he espolvoreado por encima cacao en polvo con un molde troquelado y listo!

Riquísima, pura delicia!

Que la disfrutéis!

Anuncios

Muffins (Magdalenas) con pepitas de chocolate con leche y blanco

image6

Os traigo recetita exitosa y rápida. Hice estas magdalenas con la ayuda de mi sobrina Lidia, hicimos unos 24-26 y duraron un ratito!! Qué ricas salieron!!!

Como no teníamos pepitas de chocolate improvisamos con lo que teníamos en casa: chocolate blanco y chocolate con leche de tableta. Lo machacamos metiéndolos en una bolsa hermética y dándole golpes con un rodillo y listo! Pepitas de chocolate preparadas. Así que si tenéis pepitas podéis hacerlas con ellas, sino siempre podéis apañaros con lo que tengáis en casa.

image8

Quedan tiernísimas y súper sabrosas: se evaporaron en cuanto se pusieron en la mesa…

image10

Podéis hacer esta misma receta con la mitad de cada ingrediente para la mitad de muffins.

image1

INGREDIENTES (para unas 24 uds):

550 grs harina de trigo normal

400 grs azúcar blanco 2 cucharaditas de bicarbonato sódico

350 grs chocolate blanco, negro o con leche al gusto en pepitas o picado en trocitos

250 grs mantequilla derretida (y ya fría)

4 huevos

2 yogures naturales sin azúcar(también puede hacerse con yogures griegos) 200 ml leche (entera, semi o desnatada, como queráis)

1 cucharadita de vainilla en pasta

Comenzamos precalentando el horno a 180 grados con calor arriba y abajo sin ventilador (si utilizáis ventilador la temperatura deberá bajarse a unos 160 grados), y metemos las cápsulas de las magdalenas en el molde. También podéis hacerlas sin utilizar las cápsulas, directamente en el molde, pero para esto último no os olvidéis de engrasar muy bien cada hueco del molde para que no se peguen.

Seguimos partiendo el chocolate si no tenemos pepitas, si las tenemos perfecto. Y derritiendo la mantequilla en el microondas, para que se vaya enfriando mientras seguimos con el resto de la receta.

image2

Y una vez preparado todos los ingredientes vamos a ponernos manos a la obra: en un bol añadimos los ingredientes secos y los mezclamos todos: harina, azúcar, bicarbonato y chocolate picado o en pepitas.

Por otro lado en otro bol añadimos los ingredientes húmedos: los huevos, yogures, leche, vainilla en pasta y la mantequilla derretida y los mezclamos todos bien con una varillas manuales hasta que la mezcla quede perfectamente homogénea.

Ahora sólo nos queda mezclar los ingredientes húmedos con los secos añadiéndolos todos en el mismo bol y mezclándolos. Aquí es MUY IMPORTANTE que no se mezcle demasiado porque si no corremos el riesgo de que nos queden duras las magdalenas. Se mezclará con una pala o una lengua de silicona en máximo 17 veces (podéis ver el vídeo). No importa que queden algunos grumos de harina aún por mezclar, porque actuará después la magia del horneado y todo quedará perfectamente integrado, no os preocupéis!

image3

Ya tenemos la masa. Con una cuchara de helado por ejemplo vamos añadiendo una cucharada en cada cápsula, 2/3 de su capacidad aproximadamente, para que queden todos más o menos del mismo tamaño, y horneamos unos 20 minutos, aunque el tiempo depende mucho de vuestro horno. Probad y pinchad con un palillo cuando las veáis doraditas para ver que sale limpio y sabremos que están hechas.

image5

Dejamos enfriar 5 minutos dentro del molde sobre una rejilla y después las dejamos enfriar fuera del molde sobre las rejillas. A mí me gusta comerlas aún tibias, no calientes del todo, pero están ricas también frías… Deliciosas! Tenéis que probarlas.

image7

Ya me contáis… Que las disfrutéis!!

image9

Tarta de Chocolate y Crema de Queso y Nata – San Valentin

image7

Cómo lleváis este frío polar? Yo con chimeneita ardiendo a tope todos los días, mucha manta y mucha ropa. Qué poco acostumbrados estamos por aquí por el sur a este frío que se cala tanto en los huesos!

Para olvidarnos de este frío no hay nada mejor que preparar una tartita y estar entretenidos y si encima después la disfrutamos comiéndola con un buen café bien calentito… mmmmm…

image6

Si la red velvet de la semana pasada era espectacular ya no sé qué deciros de ésta la verdad… Vaya tarta más rica!! Es una tarta de chocolate a tope pero que la verdad no se hace nada pesada. El bizcocho de esta tarta queda súper jugoso y está rico para hacerlo y comerlo tal cual sin ponerlo en capas en una tarta. Delicioso. Pero claro, si encima lo ponemos en tarta y vamos poniendo capas de esa crema de queso y nata que ha quedado increíble… pues ya es ponerle la guinda al pastel.

Es muy fácil y la he decorado con motivos de amorrrrr por esto ahora de San Valentín, aunque sirve para cualquier celebración o porque simplemente nos apetece una tarta!

image1

Allá vamos:

INGREDIENTES:

Para el bizcocho;

250 grs de mantequilla a temperatura ambiente

200 grs de azúcar blanco

200 grs de azúcar moreno

4 huevos L

280 grs harina de repostería

1 cucharadita de bicarbonato

1/4 cucharadita de sal

2 cucharaditas de extracto de vainilla

125 grs chocolate de cobertura fundido y frío

250 ml buttermilk (250 ml leche y una cucharada de jugo de limón)

Para la crema;

600 ml de Nata 35%materia grasa o Crema para Batir

225 grs de queso crema tipo philadelphia

225 gr azúcar glass

1 cucharadita de vainilla en pasta o cualquier otro sabor en pasta que queramos darle a la crema

Para la parte de la crema con chocolate: Cacao en polvo y una cucharadita de café soluble

Precalentamos el horno a 180 grados con calor arriba y abajo, sin ventilador.

Para empezar haciendo las capas de bizcocho de la tarta yo he elegido 3 moldes iguales para no tener que cortar el bizcocho después y es más cómodo, pero podéis hacerlo todo en un sólo molde y cortar las capas. Mis moldes han sido cada uno de 18 centímetros de diámetros y unos 4 cms de alto. Preparamos los moldes engrasándolos para que no se pegue y le cubrimos el fondo con papel de hornear para facilitar el desmoldado.

Empezamos preparando la buttermilk, para ello, como en otras recetas, echamos en 250 ml de leche entera una cucharada de jugo de limón y lo dejamos reposar unos 15 minutos. Quedará como la leche cortada, pero no os preocupéis que es así como debe quedar.

Mientras derretimos también el chocolate de cobertura. Podemos hacerlo al baño maría o poco a poco en el microondas, en tandas de 30 segundos en 30 segundos, removiendo cada vez, para evitar que se nos queme, el mío en 2 tandas ya estaba derretido. Lo apartamos para dejar que se vaya enfriando, ya que tenemos que añadirlo a la mezcla derretido pero frío.

Tamizamos todos los ingredientes secos: harina, sal y bicarbonato.

image8

En un bol echamos la mantequilla, que estará a temperatura ambiente (aunque ahora con este frío un poco más blanda que a temperatura ambiente, que metas un dedo en la mantequilla fácilmente), junto al azúcar moreno y azúcar blanco y mezclamos (en mi caso en la kitchen aid con la pala mezcladora) hasta que se haga una pasta cremosa y haya blanqueado un poco. Le vamos añadiendo a esto los huevos algo batidos, pero uno a uno: no añadimos el siguiente hasta que el primero se ha integrado por completo. Le añadimos a esta mezcla el chocolate derretido pero ya frío y también el extracto de vainilla y mezclamos todo.

Por último sólo nos queda añadirle los ingredientes secos ya tamizados y el buttermilk. Para esto añadiremos los ingredientes secos en 3 partes, mezclando en cada una de las partes la mitad del buttermilk. Es decir; 1/3 de ingredientes secos, mezclamos, 1/2 de buttermilk, mezclamos, 1/3 de nuevo de ingredientes secos, mezclamos, 1/2 de buttermilk, mezclamos y terminamos con el último tercio de los ingredientes secos. Así tendremos ya preparada nuestra mezcla para los bizcochos. Los colocamos a partes iguales en cada uno de los moldes y extendemos bien.

Horneamos unos 25-30 minutos o hasta que pinchemos con un palo y veamos que sale limpio, a 180 grados.

image7

Una vez sacados del horno los dejamos en el molde enfriando sobre una rejilla. Desmoldamos y colocamos boca abajo sobre la rejilla dejándolos enfriar por completo, unos 40 minutos. Una vez fríos los plastificamos con papel transparente y a la nevera un mínimo de 3-4 horas. Pasado el tiempo ya podemos pasar a decorarlos.

image5

Ahora sólo nos queda hacer la crema. Para ello echamos en un bol la nata y el azúcar glass y comenzamos a montar con la máquina de varillas, a mitad de montar añadimos el queso crema y la vainilla en pasta y montamos hasta que quede firme (cuidado con no pasarnos que se nos hace mantequilla). A una parte pequeña de la crema le añadimos cacao y un poco de café soluble para decorar con color marrón chocolate.

image4

Y listo a decorar, enfriar en la nevera para que la tarta coja consistencia y a disfrutar!!!

image3

Hay un bichito peludo que aparece casi en todas las fotos, no había manera de despegarlo de la tarta…

En el vídeo podéis ver cómo la he decorado.

Riquísima y un éxito asegurado!

Tarta de Mousse de 3 chocolates

tarta2

Feliz Navidad…!!!

Hoy os traigo esta deliciosa e impresionantemente rica tarta de mousse de 3 chocolates a la que es difícil resistirse.

IMG_5256

Perfecta para cualquier celebración, cumple o cómo no para ahora disfrutar de un postre como se merece una de nuestras cenas navideñas acompañados de los nuestros.

tarta3

INGREDIENTES:

Capa inferior:
4 huevos (separados claras de yemas)
200 gr chocolate amargo (yo elegí en gotitas, de Fun Cakes)
85 grs mantequilla
3/4 cucharaditas de café espresso en polvo
60 grs azúcar moreno
1 y 1/2 cucharadita de extracto de vainilla
Una pizca de sal

Capa intermedia:
2 cucharaditas de cacao en polvo
75 ml agua caliente (5 cucharadas)
200 grs chocolate amargo (yo elegí en gotitas, de Fun Cakes)
350 ml nata para montar 35% MG (crema para batir, crema chantilly)
7 grs azúcar blanco
1/4 cucharadita de sal

Capa superior:
3/4 cucharadita de gelatina neutra
15 ml agua (1 cucharada)
170 grs chocolate blanco (yo elegí en gotitas, de Fun Cakes)
350 ml nata para montar 35%MG (crema para batir, crema chantilly): separada en 2 partes, 1/3 por un lado para calentar y 2/3 por otro para montar

Comenzamos haciendo la capa inferior, para ello mezclamos el chocolate negro amargo con el café espresso en polvo y la mantequilla y lo derretimos todo junto en el microondas de 30 segundos en 30 segundos hasta que esté derretido. Hay que derretirla poco a poco en ciclos de 30 segundos para que el chocolate no se queme. Por otro lado batimos las 4 yemas de huevo junto al extracto de vainilla y añadimos esto a la mezcla anterior del chocolate.
Ahora montamos las claras con una pizca de sal y el azúcar hasta que esté firme y lo mezclamos haciendo movimientos envolventes con la el chocolate fundido anterior. Primero echamos un tercio de las claras montadas y una vez integradas añadimos el resto.
Colocamos esta mezcla en un molde desmontable para hornearlo, engrasándolo antes para que no se pegue. Y horneamos unos 25-30 minutos a 170 grados, pinchamos con un palillo para que salga limpio y así sabremos que está hecho.
Para hacer la siguiente capa tenemos que tener la primera completamente fría.

Ahora hacemos la siguiente capa, para ello calentamos el agua en el microondas y la añadimos al chocolate y cacao en polvo para fundirlo. Removemos hasta que esté fundido y reservamos.
Por otro lado montamos la nata con la pizca de sal y lo unimos al chocolate anterior, el chocolate tiene que estar tibio – frío para que la nata no se corte. Primero añadimos un tercio de la nata, lo mezclamos bien y después integramos el resto, poco a poco haciendo movimientos envolventes.
Echamos esta mezcla encima de la primera capa extendiéndola bien y ya tenemos la segunda capa hecha. Tenemos que pasarla a la nevera y dejar que se cuaje un poco unos 30-40 minutos antes de echar la siguiente capa.

Para la última capa empezamos mezclando el agua con la gelatina neutra y la dejamos reposar unos 5 minutos para que se cuaje.
Por otro lado calentamos 1/3 de la nata en el microondas y la echamos sobre el chocolate blanco para fundirlo. Añadimos a esto la gelatina ya cuajada con el agua y removemos todo bien hasta que quede bien integrado.
Montamos la nata (no es necesario que esté muy firme, estando algo montada es suficiente), y la unimos a la mezcla anterior haciendo movimientos envolventes y como anteriormente con las otras capas, primero mezclamos un tercio de la nata y una vez esté integrado mezclamos el resto.
Echamos esta mezcla sobre la segunda capa, dejamos lisa la parte superior y a la nevera unas 2 horas para que cuaje bien.

tarta4

Pasado el tiempo, ya podemos desmoldar con cuidado y decorar con lo que nos guste, frutos rojos, chocolate, etc. Yo he puesto unas moras negras y chocolate laminado.

Para hacer un corte limpio y que se vean bien los colores de los chocolates, lo ideal es calentar el cuchillo con agua caliente antes de cortar, y así el corte se hará perfecto.

tarta6

Y listo! A disfrutarlo!

Bizcocho con crema de vainilla y chocolate

IMG_4903

Buenasss!

Hoy os traigo algo simple pero muy rico! Para darle un toque diferente al típico bizcocho, con estas cremas de vainilla y de chocolate les da un toque riquísimo!

Es muy fácil de hacer, así que espero que lo hagáis y lo disfrutéis como yo.

IMG_4905

INGREDIENTES:

Para el bizcocho:
4 huevos
200 gr azúcar
Ralladura 1/2 limón
210 gr leche
150 gr aceite oliva suave
420 gr harina
1 sobre levadura química

Para la crema de vainilla:
180 gr leche
65 gr azúcar
1 cucharadita vainilla en pasta
15 gr maizena
1 yema huevo

Para la crema de chocolate:
300 gr leche
200 gr cacao en polvo para hacer a la taza

Comenzamos tamizando la harina con la levadura y reservamos.

Por otro lado se baten con las varillas los huevos y el azúcar hasta que se integren. Se añade el aceite, la leche, la ralladura de limón y se mezcla todo bien. Ahora añadimos la harina con la levadura tamizada, poco a poco, hasta que la masa quede homogénea.
Engrasamos el molde donde lo vayamos a hornear y enharinamos. Vertemos la masa y espolvoreamos por encima con azúcar.
Horneamos a 180° con calor sólo por abajo y cuando empieza subir a los 15- 20 minutos ponemos calor arriba y abajo otros 10-20 minutos, depende de cada horno. Sabremos que está hecho cuando al pinchar con un palillo éste salga limpio.
Dejamos enfriar y desmoldamos.

Mientras se hornea podemos ir haciendo la crema de vainilla y la de chocolate.

Para la crema de vainilla disolvemos en un poco de la leche la maizena y batimos en ella la yema.
Ponemos a calentar el resto de la leche sin que llegue a hervir y se añade la mezcla de la maizena, yema y el poco de leche, sin dejar de remover con unas varillas hasta que espese.
Una vez ha espesado reservamos con papel transparente y dejamos enfriar.

Para la crema de chocolate yo he hecho chocolate a la taza pero añadiendo más cacao del indicado, o menos leche por la misma cantidad de cacao, para que quede algo más espeso. Para hacerlo mezclamos el cacao con la leche en frío y lo ponemos después al fuego, removiendo hasta que espese. Igualmente que con la vainilla, dejamos enfriar para rellenar el bizcocho.

IMG_4904

Y ya sólo queda partir el bizcocho por la mitad como un bocadillo y rellenas con las dos cremas. Para decorarlo yo le he puesto por lo alto fideítos de chocolate y espolvoreado azúcar glass.

IMG_4906

Y listo! Que lo disfrutéis!

IMG_4907